El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, nombró este miércoles a un equipo que le ayudará a elegir y a coordinar el proceso de confirmación de su nominada para cubrir una vacante en el Tribunal Supremo, que ha prometido que será una mujer afroamericana. 

En un comunicado, la Casa Blanca identificó a once personas que estarán implicadas en el proceso de selección de Biden, el cual anunciará a su candidata antes de febrero y confía en que el Senado la haya confirmado para mediados de abril.

El mandatario se ha comprometido a nominar por primera vez en la historia de Estados Unidos a una mujer afroamericana para ocupar una vacante en el Supremo, la que dejará el juez progresista Steven Breyer, que anunció la semana pasada que se retira en junio o julio de este año.

Biden nombró este miércoles como “sherpa” o asesor de asuntos legislativos del proceso a Doug Jones, un exsenador demócrata por Alabama que ayudará al mandatario y a su nominada a atravesar el proceso de confirmación en el Senado, informó la Casa Blanca en un comunicado.

También EFE detalla que designó a la experta en relaciones públicas Minyon Moore como encargada de mantener el contacto con votantes demócratas durante el proceso de confirmación, y puso al estratega Ben LaBolt al frente de la comunicación del equipo.

En el proceso de selección de Biden también están implicados la vicepresidenta Kamala Harris, el jefe de gabinete de la Casa Blanca, Ron Klain, y la abogada de la Casa Blanca Dana Remus, quien supervisará el trabajo de Jones, Moore y LaBolt.

Completan el equipo la directora de asuntos legislativos Louisa Terrell y su subdirectora, Reema Dodin; el asesor presidencial Cedric Richmond; la abogada presidencial Paige Herwig y el letrado de la vicepresidenta Josh Hsu, según la Casa Blanca. La aprobación de la jueza que nomine Biden dependerá del Senado, donde los demócratas tienen mayoría pero no pueden permitirse perder ni un voto.