Un hombre armado abrió fuego el lunes en una escuela en el centro de Rusia, matando a 13 personas, incluidos siete niños, e hiriendo a otras 21.

El Comité de Investigación de Rusia dijo que el tiroteo tuvo lugar en la Escuela No. 88 en Izhevsk, una ciudad a unos 960 kilómetros al este de Moscú en la región de Udmurtia. Los heridos fueron identificados como 14 niños y siete adultos.

El gobernador de Udmurtia, Alexander Brechalov, aseguró en un comunicado en video que el atacante se suicidó. El portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, describió el tiroteo como “un acto terrorista” y aseguró que el presidente Vladimir Putin ha dado todas las órdenes necesarias a las autoridades pertinentes.

“El presidente Putin lamenta profundamente la muerte de personas y niños en la escuela, donde tuvo lugar un acto terrorista”, comentó Peskov a los periodistas el lunes según AP.