Un grupo de venezolanos que se encontraban entre un grupo de migrantes que fueron trasladados en avión a Martha’s Vineyard por el gobernador de Florida, Ron DeSantis, presentó una demanda contra el gobernador republicano, reseña Telemundo51. 

La demanda, presentada el martes por los demandantes bajo seudónimos contra DeSantis y el secretario del Departamento de Transporte de Florida, Jared Perdue, afirma que los migrantes fueron privados de “su libertad, autonomía corporal, debido proceso e igualdad de protección ante la ley”.

A través del documento, explican que los migrantes huyeron de Venezuela y cruzaron la frontera sur de Estados Unidos antes de entregarse a los funcionarios federales de inmigración. Según la demanda, algunas personas no identificadas que supuestamente trabajaban con DeSantis habían estado “caminando por las calles fuera de un refugio para migrantes en Texas y otros lugares similares, fingiendo ser buenos samaritanos que ofrecían asistencia humanitaria”.

Esas personas proporcionaron a los migrantes certificados de obsequio de McDonald’s, los hospedaron gratis en hoteles y luego les hicieron falsas promesas de que, si estaban dispuestos a abordar aviones a otros estados, recibirían empleo, vivienda, oportunidades educativas y otra asistencia a su llegada, alega la demanda.

Asimismo, afirman que la información que recibieron fue que volarían a Boston o Washington, D.C., pero terminaron en Martha’s Vineyard, donde los dejaron sin comida, agua ni refugio. DeSantis había dicho que todos los migrantes fueron voluntariamente y recibieron información sobre la asistencia que podrían recibir en el área.