Un estudiante de duodécimo grado se suicidó el jueves por la mañana saltando desde el tercer piso de una escuela secundaria en Fort Lauderdale.

 “Toda nuestra comunidad escolar está sintiendo el dolor que causa esto y enviamos nuestras condolencias a la familia”, dijo la superintendente de las escuelas públicas de Broward, Vickie Cartwright. El director de consejería del colegio aseguró que “la mayor prioridad es ver quien necesita ayuda inmediata y eso lo hacemos identificando a aquellos estudiantes que están afectados de cualquier forma y varios tipos de impacto. Algunos que lo vieron, otros que lo conocían bien, y queremos identificar a esos estudiantes”.

De acuerdo a nota de Telemundo51, el cuerpo de bomberos recibió la llamada cerca de las 10 de la mañana. Steven Gollan, del Departamento de Bomberos de Fort Lauderdale, detalló que “el individuo había tomado su propia vida, en un acto de suicidio y dejó un mensaje antes de hacerlo”.

Por su parte, la directora de la institución se refirió al estudiantado en una carta diciendo en parte: “Nuestros corazones están rotos y nuestros pensamientos están con su familia. Estamos aquí para todos ustedes. Si algún estudiante o miembro de la familia se siente abrumado por la pérdida o el dolor o simplemente necesita ayuda, comuníquese con la escuela”.

Oficiales ahora están enfatizando la importancia de crear conciencia sobre los problemas de salud mental de los estudiantes y posibles señales de alerta.