El candidato presidencial colombiano Rodolfo Hernández afirmó este jueves en Miami que hay un plan para atentar contra su vida y asesinarlo a solo días de la definitiva segunda vuelta en la que se enfrentará contra el aspirante de izquierda, Gustavo Petro.

En una rueda de prensa en un hotel de Miami, Hernández aseguró que ha recibido la “precaución” de que lo quieren matar y que por eso va a abstenerse de participar en actos masivos en el tramo final de la campaña, destaca swissinfo.

“No a plomo, sino a cuchillo”, dijo para mencionar lo difícil que es evitar que alguien en una multitud de 500 personas lo apuñale.

El candidato que quedó segundo en la primera vuelta de las elecciones presidenciales y deberá enfrentarse al izquierdista Gustavo Petro en una segunda ronda el próximo 19 de junio hizo estas afirmaciones en un tono normal y las acompañó de una muestra de su característico sentido del humor para quitar drama.